Palios

15 febrero 2018

BARROCO EN BRAGA (2) EL SANTUARIO DEL BOM JESUS

Filed under: General, PORTUGAL — Etiquetas: , — vicentecamarasa @ 8:28

Junto a Andres Soares (que ya analizamos aquí), Carlos Amarante es la gran figura del barroco tardío de Braga.

Su obra más relevante es el diseño del Santuario del Bom Jesus, en las afueras de la ciudad, patrocinado por el arzobispo Arzobispo D. Rodrigo de Moura Teles

Esta iglesia (ya de trazas más neoclásicas que barrocas) sustituye a una anterior del siglo XVII, de forma ovoide.

 

Sin embargo, esto sólo fue la guinda de un enorme pastel que tardó más de medio siglo de construirse.

Partiendo de una pequeña ermita dedicada a la Santa Cruz, se recoge la idea de los sacromontes piamonteses (como la Superga de Juvara) para crear un macro-objeto barroco que no sólo ha de verse, sino también pasearse, o mejor dicho, subirse trabajosamente para rememorar (en cuerpo propio, no hay mayor cenestesia) la pasión de Cristo.

Situado en una empinada montaña cubierta de una desbordante vegetación, el fiel comienza su visita pasando bajo un arco.

Allí comienzan unas suaves escaleras y rampas que van ascendiendo en zigzag entre las arboledas.

En sus recodos encontrará capillas octogonales cubiertas por chapiteles cubiertos de musgo. En su interior, como verdaderos cuadros vivientes en donde se entremezcla pintura mural y escultura en terracota policromada, irá observando los distintos episodios de la pasión de Cristo

Escenas que emergen en la penumbras interiores, iluminadas por velas, que son la perfecta representación de la “puesta en lugar” que pretendía San Ignacio en sus Ejercicios Espirituales.

Tras varias estaciones culminará en una rotonda central, verdadero eje perspectívico de la segunda parte del conjunto, la más relevante.

Ante él tendrá uno de los urbanismos barrocos más fascinantes que existen creado por la inserción de una doble escalinata que se abre y se cierra según asciende. Al fondo, cerrando el punto de fuga, se encuentra la citada iglesia.

 

Esta escalinata se corona por múltiples figuras (desde los sentidos en las fuentes centrales, los principales representantes del Antiguo Testamento o las Virtudes Cardinales), mientra el agua, encauzada a través de fuentes, recorre el sentido contrario del fiel, marcando un movimiento (y sonido, que lo acompañará) en su esforzada ascensión.

Según su cuerpo se mueva y cambie el punto de observación la visión se le abrirá y cerrará sin pausa, enredándose en un laberinto de líneas verticales y horizontales animadas por una malla de diagonales contrarias que le producirán un efecto de mandala, siempre repetida y, a la vez, siempre distinta.

Cuando termine su recorrido, dos grandes escalinatas (esta vez generadas por elegantes curvas) le llevarán al final de su recorrido, plantándose ante la basílica en cuyo ábside campea un espectacular calvario.

Durante todo este trayecto se unirán el esfuerzo físico (leve paralelo de la Pasión), las múltiples iconografías bíblicas y neotestamentarias y un movimiento insomne.¿Qué más puede pedirse a una obra barroca?

 

DE TURISMO POR PORTUGAL

Anuncios

13 febrero 2018

EL CRISTO DE VERGARA TRAS SU RESTAURACIÓN

Filed under: Imagineros — Etiquetas: , , — vicentecamarasa @ 18:16

Hace tiempo escribíamos un post sobre el espectacular Cristo de Vergara de Juan de Mesa.

Hoy volvemos a a verlo tras la espectacular restauración que ha realizado el IAPH gracias a las fotos que tomaron dos grandes amigas sevillanas.

Imágenes anterior y posterior a la restauración

Las imágenes (verdaderamente espléndidas) dejan sin aliento, y poco más podemos decir que lo que ya escribimos hace unos meses

Imágenes: Villa Jaenes y Reyes Lepe

11 febrero 2018

EL JARDÍN DE LAS DELICIAS (2) EL INFIERNO

Filed under: Gótico — Etiquetas: , — vicentecamarasa @ 9:37

En el post anterior analizábamos la posible simbología de las otras dos tablas (izquierda y central)

Esta (la derecha) es la conclusión lógica de una lectura lineal (la más clásica) que nos llevaría de la creación al infierno pasando por el pecado (algo que se repetiría en otras obras suyas, como el Carro de Heno).

Su propia composición es ya un indicio de los malestares que nos vamos a encontrar, sin el apoyo de una trama geométrica para el reparto de las distintas figuras, como ocurría en las otras dos tablas.

De esta manera los personajes y las acciones se apelmazan e, incluso, se interrumpen en los variadísimos castigos que sufren.

Curiosamente, el más tradicional, el fuego, no es el más representado, y sólo aparece como un incendio lejano (más un estado de ánimo que un verdadero castigo) en la zona más alta, creando un intenso contraluz que domina la escena.

Frente a ello, el Bosco (como ya era habitual desde mediados de la Edad Media) va creando un catálogo de diversos castigos, vinculándolos a los diferentes pecados.

Algunos de ellos son una revisión de la famosa visión de Tungdal (mediados del XII) como el monstruo de pico de hierro (convertido en un pájaro por el Bosco) que come a los condenados y los expulsa en forma de excrementos (acaso el castigo de los glotones).

En otros casos juega con estas referencias medievales y convierte el lago helado en un lugar un tanto irónico, en donde algunos condenados patinan y otros caen en el hielo roto (¿o acaso es el mismo dos veces representado?)

Existen también admoniciones a los pecados de la soberbia (una mujer que se mira en el espejo mientras que unas finas garras la sujetan)

 , el juego (que produce peleas y asesinatos),

o la crítica al clero que no mantiene sus votos (especialmente la castidad)

Junto a estos episodios, existen dos escenas que siempre han llamado particularmente la atención y que hasta hoy no tienen una explicación satisfactoria.

El primero es el famoso árbol-hombre, una extraña construcción que representa a un hombre (acaso el autorretrato del pintor) cuyo viente se abre para mostrarnos una escena de taberna.

Sus piernas arbóreas se apoyan en barcas sobre el lago, lo que ha hecho pensar a Yarza “Este personaje singular es el engañador por excelencia, el inestable en la forma y el equilibrio, el Diablo”.

Se ha hablado también de la sífilis por la úlcera mal tapada bajo su rodilla.

Sobre él se encuentran las famosas orejas que llevan un cuchillo entre ellas, un claro símbolo fálico

El segundo conjunto es el llamado “infierno musical”, un alucinante conjunto de condenados que sufren las más terribles torturas proporcionadas por instrumentos musicales.

La música en la obra del Bosco siempre tiene connotaciones negativas, relacionándola con el pecado de la Lujuria (Carro de Heno). Según Brant existen numerosos refranes que aluden a ella, como la gaita como órgano sexual masculino o la idea de tocar el laúd para hablar del acto sexual.

(Una hipótesis distinta, su relación con lo órfico)

Llama la atención el pentagrama de la parte inferior que se continúa en el trasero de uno de los personajes aplastado por un laúd.

Es una música inquietante, extrañamente monótona, que pone la banda sonora a la escena (aquí podéis oirla)

Una melodía que nos vuelve a hablar de un Bosco medieval cuando en Italia llegaba a su cénit el Renacimiento (Resulta interesante comparar esta música, y toda la estética de la obra, con otra contemporánea, unos cientos de kilómetros hacia el sur, la Bacanal de Tiziano que ya analizamos hace pocas semanas en este blog)

 

Imágenes tomadas de wikipedia

 

 

                        ENLACES DEL BOSCO EN NUESTROS BLOGS

 

10 febrero 2018

EN TORNO A LAS INTERPRETACIONES DEL JARDÍN DE LAS DELICIAS (1)

Filed under: General — Etiquetas: — vicentecamarasa @ 10:09

Pocos cuadros son tan enigmáticos (y precisamente por ello) sometidos a tantísimas interpretaciones, como este Jardín de las Delicias del Bosco.

Por ello, no podemos pretender dar una explicación total del mismo. Más bien realizar una serie de aproximaciones al mismo que nos permitan intuir su increíble polisemia.

En principio, deberíamos interpretar la obra como una reflexión sobre el origen y destino de la humanidad, que comenzaría (en la grisalla de las puerta) con el Tercer Día de la Creación para pasar a la Presentación de Eva a Adán (panel izquierdo) con la Fuente la vida en su eje compositivo y multitud de animales (la mayoría nunca vistos por el Bosco que probablemente recurriera a los Bestiarios Medievales o a las descripciones literarias que se habían multiplicado desde tiempos de Marco Polo hablando de lugares exóticos)

En muchos de ellos se utiliza la combinatoria típica del artista (que volverá a explotar en el infierno) en donde se mezclan características de varios animales o se desarrollan (lógicamente) criaturas que , aunque nunca existieron, habrían sido posibles.

 

En alguno de estos seres vemos aparecer escenas de violencia que desmentirían el carácter paradisíaco de la escena.

Las formas geológicas sufren semejantes metamorfosis, convirtiéndose en la inspiración directa de Dalí

En la zona central comienzan nuestras dudas.

Se podría tratar de una explicación del pecado de la lujuria, pues si lo observamos de arriba a abajo encontramos un primer estanque poblado por criaturas fantásticas, como sirenas (el paraíso antes del hombre, aunque algunas parejas comienzan a invadirlo).

Bajo él se encuentra otro lago más reducido en donde una extraordinaria cabalgata de hombres gira en torno al agua ocupada por las mujeres (muchas de ellas rubias, siguiendo el modelo de Venus)

Estas, comienzan a salir del agua, para iniciar la desenfrenada orgía de la parte baja en donde decenas de parejas se entregan a los placeres carnales entre frutos (rojos y azules) y animales de tamaño gigantesco.

En la parte inferior izquierda aparece Adán (¿acompañado por San Juan Bautista?) que señala admonitoriamente a Eva.

Según Vandenbroeck, se trataría de un falso Paraíso, el de los sentidos (llamado Grial en la época), aunque otros autores hablan de una posible ilustración del uniros y multiplicaros bíblico, o, incluso, lo que podría haber sido el Paraíso de no haberse cometido el pecado original.

Esta última teoría (Jean Wirth) sería el planteamiento de una utopía, aquella interrumpida por la libertad humana (Uno de los destinos posibles y nunca sucedidos que Adán y Eva nos impidieron).

De ser cierta se rompería el carácter moralizante de la lectura de izquierda a derecha en donde al pecado se sucede el castigo, convirtiéndose el cuadro en un sendero borgiano de caminos de bifurcan que podría casar con los ricos e ilustrados comitentes con los que se relacionó el Bosco

En toda esta parte aparecen por doquier las frutas rojas (asimiladas en la Edad Media al Amor y, en este caso al amor carnal, siendo la expresión “coger fruta” similar a la práctica de la sexualidad, pero también claros símbolos de lo efímero que resultan estos placeres) y las aves (como el petirrojo, asociado a la lascivia, o los búhos a la maldad)

También es constante la presencia de extraños tubos transparentes en los que algunos autores han querido ver significados o contenidos alquímicos (aunque también se ha hablado de un refrán flamenco que compara la felicidad con el vidrio, tan bello pero tan frágil)

Por último, el panel derecho representa el infierno, uno de los más alucinantes que jamás se han imaginado.

A él le dedicaremos un  post

 

 

Imágenes tomadas de wikipedia

 

 

ENLACES DEL BOSCO EN NUESTROS BLOGS

9 febrero 2018

EL EMBARCO DE SANTA PAULA ROMANA. LORRENA

Filed under: General — Etiquetas: — vicentecamarasa @ 10:18

Claudio de Lorrena, un sentimiento de la naturaleza como bien perdido, región bendita en la cual se querría evadir si la evasión del mundo confuso del presente o de la realidad social no fuese también una salida de la vida

Así habla de Claudio de Lorrena el gran crítico de arte Gulio Claudio Argan.

Y es que, tras la anécdota, siempre hay una profunda reflexión (incapacidad) del pintor.

Esta nos cuenta la historia de Santa Paula Romana camino hacia el desierto de Palestina, en donde viviría como anacoreta junto a San Jerónimo

Lo encuadra en un puerto más mítico que real, el de Ostia Antica, el gran puerto de la Roma imperial en donde se entremezclan ensoñaciones con edificios verdaderos (Villa Medici, faro de Génova).

Una multitud de figuras (la santa despidiéndose de sus hijos) pululan en la zona inferior que rápidamente descartamos para dejarnos mecer por ese crepúsculo infinito que se mece entre las suaves olas. Una despedida (de la santa, de la vida regalada de patricia romana hacia la muerte en vida de la experiencia anacoreta) marcada por el ocaso que hacía pareja con Tobías y el ángel, colocada en el amanecer, cuando todo estaba por hacer y aún puede lucharse contra los ángeles buscando la propia individualidad.

Y es que, aún más que su compañero Poussin, en Lorena siempre existe una nostalgia infinita por lo que pudo ser y ya no lo es. Un canto melancólico ante las ruinas que nunca se volverán a levantar, lentamente devoradas por las fuerzas vegetales y los interminables atardeceres.

Frente a la pasión de Bernini o Rubens, estos clasicistas franceses se encierran en una antigüedad que perfectamente saben que es irrecuperable.

Resulta curioso que estas obras fueran a parar al Palacio del Buen Retiro, el canto del cisne de la monarquía española, y no estaría de más relacionarlas con otros temas melancólicos que ya analizamos aquí, como el Marte de Velázquez.

En el aspecto técnico dos cuestiones llaman especialmente la atención.

Uno de ellos es la perspectiva, extremadamente alargada por el punto de vista bajo y que, aunque con el punto de fuga centrado, genera una emocionante diagonal a través del uso de la luz sobre el agua (Es constante esta fórmula, siempre con una composición equilibrada por altos elementos verticales en los extremos, a menudo contrapesados entre volumen pintado y cercanía, que realizan un efecto túnel en cuyo fondo siempre se sitúa el lugar más luminoso del lienzo)

El segundo es su complacencia por la luz, verdadera protagonista del cuadro. Una luz llena de matices, de mil apariciones sobre la superficie del agua, siempre igual y distinta.

Y es que esta fue una de las obsesiones del pintor, la plasmación de la luz. De él se decía que pasaba horas tumbado en los alrededores de Roma viendo amanecer o atardecer para intentar distinguir los múltiples matices de estas horas equívocas en las que es más sencilla la ensoñación de Arcadias felices.

Dentro de esta reiteración es especialmente feliz toda la larga serie de marinas en el ocaso (bajo los más variopintos temas) que a partir de esta cuadro se repetirán en su obra

Desembarco de Cleopatra en Tarso

Embarque de la reina de Saba

Embarque de Santa Úrsula

Su influencia será duradera y especialmente importante en un jovencísimo Turner que comenzará bajo ella su carrera

Dido construye Cartago, o el auge del reino cartaginés (1815), Turner

 

Fotos tomadas de wikipedia

7 febrero 2018

HISTORIAS DE LA VERA CRUZ

Filed under: ICONOGRAFÍA, Relicarios — Etiquetas: , , — vicentecamarasa @ 10:26

Historia de la Vera Cruz por Piero della Francesca. Arezzo

 Según tradiciones judaicas, al morir Adán fue enterrado en el Monte Calvario (en donde luego crucificarían y enterrarían a Cristo), llamado Gólgota por los hebreos. Sin embargo, antes de expirar, Adán mandó a su tercer hijo, Set, al Paraíso. Le envió con la petición de recoger el aceite de la misericordia que Dios le había prometido cuando le expulsó del Paraíso.

 Muerte de Adán. Piero della Francesca. Arezzo. Quattrocento

Tomada de wikipedia 

Set siguió el camino marcado por sus padres en donde no había vuelto a crecer la hierba y llegó a las Puertas del Paraíso. Se entrevistó allí con su ángel guardián que le negó el aceite pero le dio tres semillas del Arbol del Bien y del Mal (el de las famosas manzanas).

Al regresar encontró a su padre a punto de morir, y cuando le enterraron, depositó las tres semillas bajo su lengua.

Muerte y entierro de Adán. Piero della Francesca. Arezzo

Tomado de wikipedia

Noé recogió este sepulcro para salvarlo del diluvio y ordenó a su hijo llevarlo a un alto monte. Fue allí cuando germinaron las tres semillas en un solo árbol que era un ciprés, una palmera y un cedro.

Muchísimos años después Moisés fabricó su famosa cayado con una de sus ramas, y Salomón cortó el árbol para hacer las columnas de su famoso templo. Sin embargo, la madera no fue adecuada para la construcción y fue convertida en maderos que sirvieron como puente para la entrada triunfal de la reina de Saba. 

 Salomón y la reina de Saba. Piero della Francesca. Arezzo.

 Tras ello fueron abandonados en una zona en donde surgieron manantiales que muy pronto tuvieron fama de curativos. Se hicieron en ellos las piscinas probáticas,  a donde acudían ciegos, tullidos… en busca de un milagro que les librara de sus males, tradición que aún continuaba en tiempo de Jesús.

Esas mismas tablas fueron utilizadas para construir la cruz de Cristouniendo así Adán con Él para indicar simbólicamente que el Pecado original de Adán es borrado por el sacrificio de Cristo que, tras su muerte, abra las puertas del Limbo y lleva a los patriarcas del Antiguo Testamento al Cielo

Anastasio o Bajada de Cristo al Limbo, iconografía que será típica del arte bizantino. San Salvador in Chora (Estábul, siglo XIV)

 

Este el mensaje oculto del famoso Descendimiento de Van der Weyden, con una calavera (la de Adán) en la que termina la espectacular diagonal que une las manos de Cristo y la Virgen

Van der Weyden. Descendimiento

Tomado de wikipedia

 

Pero la historia no acaba aquí, sino continúa 300 años después, cuando Constantino tiene un sueño antes de la batalla del Ponte Milvio sobre Majencio. En él un ángel le muestra la cruz mientras le dice: Con este símbolo vencerás.

El sueño de Constantino. Piero della Francesca. Arezzo.

Constantino hace pintar el signo de la cruz en los escudos de sus soldados y, tras la victoria, se convierte al cristianismo, primero él y pocos años más tarde a todo el imperio, convirtiéndolo en religión oficial de Roma (Edicto de Milán, 330).

 

La victoria de Constantino en Ponte Milvio. Pero della Francesca. Arezzo

Batalla entre el emperador bizantino Heraclio y Cosroes II

Tomado de wikipedia

Tras ello, su madre, Santa Helena, se traslada a Jerusalén en busca de la Cruz de Cristo y fatiga esas tierras calcinadas repartiendo oro a raudales en busca de una pista que le conduzca a ella. Ésta se la dio un tal Judas (siempre el mismo nombre para el traidor, pues era judío).

Judas, bajo tormento, revela el escondite de la cruz

Tomado de wikipedia.org

Sin embargo, cuando comenzaron a excavar en el sitio adecuado encontraron tres cruces (la de Cristo y la de los dos ladrones). Santa Helena, que ante nada se arredraba, enseguida concibió un plan para saber cual de las tres era la divina, colocando sobre ellas a leprosos que, lógicamente, curaron en contacto con la cruz de Cristo

Encuentro de la Vera Cruz por Santa Helena. Piero della Francesca. Arezzo.

 Santa Helena mandaría realizar la Iglesia del Santo Sepulcro y dejará un gran trozo de cruz en la misma. El resto se mandará a Roma y se hirá haciendo astillas. Son los llamados lignum crucis. En España se exhiben varios aunque el de tamaño mayor se encuentra en San Toribio de Liébana (Cantabria) 

Lignum crucis. Santo Toribio de Liébana

Tomado de wikipedia

La conocida importancia que tuvo la Edad Media por las reliquias hizo que se generara un comercio (y falsificación) de las mismas. El lignum crucis será una de las que más sufrió este proceso y, en la actualidad, si juntáramos todos los trozos de la cruz de Cristo crearíamos un bosque entero con el que sería posible construir tres grandes navíos de madera.

Por otra parte, y como recuerdo de toda esta historia, numerosas localidades celebran las fiestas de las cruces, que engalanan en patios y esquinas con flores y todo tipo de adornos (Aquí tienes las de Baeza)

 

Las Cruces de Mayo. Córdoba.

Tomado de http://es.wikipedia.org/wiki/Imagen:Cruz_de_mayo_bailio.jpg

 

 

Para saber más

http://www.herenciacristiana.com/museo/veratxt.html (Visión crítica)

http://yo-y-el-arte.blogspot.com/2007/05/la-leyenda-de-la-vera-cruz-1.html (Explicación de la leyenda sobre los frescos de Piero della Francesca)

5 febrero 2018

PINTURAS GÓTICAS EN SAN MARCOS. SALAMANCA

Filed under: castilla león, Gótico — Etiquetas: , — vicentecamarasa @ 10:31

En la curiosa iglesia románica de San Marcos (Salamanca) que ya analizamos aquí, aparecieron tras su restauración un conjunto de tres pinturas góticas que se han datado en los principios del siglo XIV.

La primera de ellas representa al sempiterno San Cristobalón que, apoyado en una palmera, pasa el río llevando a hombros a Jesús Niño, con una multitud de pequeños personajes que, literalmente, lleva atados a su cinturón.

En los ábsides se han encontrado dos figuras que, en una lectura conjunta, representarían la Anunciación.

Por último, en el ábside contrario se desarrolla la Coronación de la Virgen con tres escenas inferiores que representan, entre otros temas, su Bajada al Limbo.

Pese a la fecha su estilo se encuadra perfectamente en el gótico lineal tanto por la vivacidad del trazo, la relación de los personajes (aún sometidos a numerosas convenciones) y el gusto por la decoración de sus fondos que habría que relacionar con la iluminación de libros miniados

3 febrero 2018

ROBERT CAMPIN. SANTA BÁRBARA Y SAN JUAN BAUTISTA. TRÍPTICO WERL

Filed under: Gótico — Etiquetas: — vicentecamarasa @ 18:09

El Museo del Prado conserva las dos alas laterales, habiéndose perdido la tabla central.

En una de ellas encontramos al Bautista, mientras que la otra está dedicada a Santa Bárbara (advocación que conocemos gracias a la torre, su símbolo, que aparece en el paisaje).

También conocemos el nombre del donante gracias a una inscripción del propio artista:

“En el año 1438, pinté esta efigie de Maestre Enrique de Werl, doctor de Colonia”, Provincial de la Orden Franciscana, catedrático de Teología y predicador de notable fama.

Y aquí acaban nuestras certezas.

La obra resulta tardía en su producción (morirá en Tournai 6 años después), cuando su vida se había ido complicando progresivamente (con varias condenas por participar en un levantamiento de artesanos y, posteriormente, por relaciones extraconyugales).

Para entonces, su gran discípulo Van der Weyden ya se había convertido en maestro y trasladado a Bruselas y su gran rival, Van Eyck, cosecha todos los éxitos posibles.

De hecho, varios autores han querido observar en esta obra numerosos préstamos tanto de Van Eyck, como el espejo tomado del Matrimonio Arnolfini pintado cuatro años antes, la dura oposición entre el verde y el rojo en la figura de la santa o un tratamiento mucho más sutil de la luz para conseguir las distintas texturas

Se habla, incluso, de su antiguo discípulo, Van der Weyden, en el canon de las figuras más alargado o los pliegues mucho más pequeños y movidos que en el resto de su obra anterior.

Sea como fuera estas dos tablas son un verdadero compendio de la pintura de los primitivos flamencos, cuyas principales características ya comentamos aquí, y una de las mejores interpretaciones de la piedad religiosa de la época, acaso más lírica que la de Van Eyck, en donde se prescinde del lujo de las obras más oficiales de este último para conseguir una intimidad doméstica y una dulzura extraordinaria

Van Eyck. Virgen Canciller Rolin

 

PARA SABER MÁS DE ROBERT CAMPIN

 

Fotos tomadas de wikipedia

 

 

2 febrero 2018

GIOVANNI DA PONTE. LAS SIETE ARTES LIBERALES

Filed under: Gótico — Etiquetas: , — vicentecamarasa @ 10:21

Tomado de trecentoandquattrocento.wordpress.com

Entre el último gótico y el primer renacimiento. Esa es la posición.

 Este frontal de arcón nupcial (casone) nos habla de las múltiples maneras en las que se produjo el paso entre el último gótico y el primer renacimiento.

Del primero nos queda la caligrafía elegante del gótico internacional, su detallismo a la hora de representar las florecillas del campo o el fondo realizado en un gran campo de pan de oro.

Sin embargo, junto a estos datos retardatarios, existe una voluntad de volumetría en las figuras (que ha menudo se han relacionado con Massolino), creando un suelo (aunque algo alzado) que permite aposentar los pies de los personajes

Con una composición simétrica compuesta por figuras que contraponen su posición y movimientos, busca dar una cierta monumentalidad (renacentista) a la escena que contrapone con lo anecdótico (y gótico) de los múltiples y diminutos putti que sobrevuela las cabezas de los asistentes.

Hasta el tema nada entre dos aguas, y si este frontal habla de las siete artes liberales (una idea tan renacentista, con numerosas citas a personajes clásicos), el que hacía pareja lo hacía sobre las siete virtudes.

1 febrero 2018

Análisis y comentario. ADORACIÓN DE LOS PASTORES

Filed under: General — vicentecamarasa @ 20:04

.

Older Posts »

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.